top of page

La Biblia Rey Jaime: Una Variedad Independiente del Texto Recibido

La Biblia Rey Jaime

Una Variedad Independiente del Texto Recibido


diciembre 11, 2009

por Donald Heinz



Muchos hispanohablantes descartan cualquier problema con la Biblia española diciendo que es simplemente un problema de “gringos.” O sea, que el asunto comenzó cuando unos misioneros norteamericanos compararon la Reina-Valera con la King James, vieron que hubo diferencias, y dijeron que la Biblia española tenía ‘errores.’ No les importa cuánto digan los misioneros que se trata de diferencias con el Texto Recibido y no con la King James. Incluso, muchos defensores de la Reina-Valera 1960 todavía insisten que los hermanos hispanohablantes no tendrían problemas con la RV’60 si no fuera por la influencia de misioneros gringos comparando la King James con ella, aún después de ver la evidencia textual. Entonces, debemos hacer la pregunta, ¿Es válido comparar la Reina-Valera con la King James?

Por una parte sabemos que en la traducción no es posible hacer siempre una traslado palabra por palabra. Hay ciertos dichos y estructuras gramaticales que no se pueden reproducir palabra por palabra. Por ejemplo, en inglés el concepto del embarazo se expresa literalmente así, “La mujer está ‘con hijo’ en la KJV. En castellano se dice, “La mujer está ‘en cinta’.” Si usted dice en inglés ‘in tape,’ está diciendo que la mujer está ‘en Scotch.’ Y si un chileno dijera que la mujer está ‘con hijo,’ el chileno preguntaría, “Y, ¿dónde está su hijo, entonces.? No le veo.” Por eso, el trabajo de la traducción tiene que contemplar el significado de dichos y frases. Esto naturalmente produce diferencias en la cantidad de palabras y matices diferentes en las palabras. Por eso mismo es importante volver al idioma original para siempre mantener un control, porque la interpretación puede extraviarse en múltiples traducciones. También el orden de las palabras cambia con la gramática de un idioma nuevo. Esto no quiere decir que el significado cambia, solamente el orden de las palabras. Y uno no puede decir que está errada, solo diferente.


Sin embargo, el tema de la traducción no explica todas las diferencias entre la King James y la Reina-Valera. Por ejemplo, en Lucas 23:42 la Reina-Valera 1960 está faltando una palabra. Es la palabra ‘Señor’. Esa palabra estuvo en revisiones anteriores, y los primeras. ¿Será esto un problema de traducción? Obviamente que no. Entonces, o la Reina-Valera ’60 está de acuerdo con lo que está en el griego o la King James está de acuerdo con el griego, pero no los dos. El Texto Recibido contiene la palabra ‘Señor’ y el Texto Crítico no. Entonces, en este caso la King James expresa precisamente lo que el Texto Recibido dice, y la Reina-Valera no. Entonces, no importa si un misionero gringo o un hispanohablante compara los textos, los dos igualmente van a darse cuenta que algo es muy sospechoso en la revisión de la Biblia Reina-Valera, porque aún la Valera antiguas tenían la palabra ‘Señor’.


Ahora, lo que tenemos que considerar es si la King James sirve como estándar general en estos casos. Sí definitivamente sirve en el caso de Lucas 23:42. Pero, ¿serviría en una buena cantidad o la mayoría de los otros casos? La convicción nuestra es que sí. Y esa convicción se puede demostrar de dos formas. Primero, alguien puede hacer un estudio minucioso de cada diferencia comparando la King James con la Reina-Valera y el Texto Recibido. Esto se ha hecho por muchos, y no están satisfechos con la RV’60. Pero, también uno puede darse cuenta por la calidad de la obra que es la King James.


José Flores, Secretario de la Sociedad Bíblica de España y consultor para el comité de la revisión de la RV’60, no temió decir que ellos tenían como principio de trabajo escrito el comparar su revisión con las Biblias inglesas la Versión Revisada Inglesa, la Versión Estándar Americana, y la Versión Estándar Revisada. Todos textos basados en el Texto Crítico. Entonces, los defensores de la RV’60 no pueden ser hipócritas y protestar cuando la Reina-Valera se compare con la King James, la única Biblia en inglés aceptada por 300 años.


Sin embargo, hay un motivo aún mayor para considerar la King James un buen estándar y compararla con la Biblia en español. El gran erudito textual del siglo XX y defensor del Texto Tradicional, el Dr. Eduardo Hills, quién recibió su doctorado en criticismo textual de Harvard, dijo, “la Versión King James se debe considerar, no meramente otra traducción del Texto Recibido sino también una variedad independiente del Texto Recibido” (“La King James Defendido”). ¿Por qué diría tal cosa?


Sabemos que de los más que veinte ediciones del Texto Recibido no hay dos exactamente iguales. A veces las diferencias son cambios de acentuación o deletreo, y otras veces son algunos muy pocos cambios de sinónimos y aún frases. Entonces, cuando decimos que tal palabra o frase está ausente o se agregó a lo que está en el Texto Recibido, hablamos de los Textos Recibidos más conocidos y disponibles, sabiendo que la misma diferencia podría ser representada en un Texto Recibido menos conocido y accesible. Es decir, cada Texto Recibido, sea el de Erásmo o Estéfano o Beza, eran textos independientes, obras independientes formados por horas de estudio de manuscritos e idiomas.


Es por eso, el Dr. Hills dice que la King James es una variedad independiente del mismo Texto Recibido. Es por eso también que Dr. Scrivener produjo su Texto Recibido de 1894 combinando mayormente el Texto Recibido de 1550 (Estéfano) y el Texto Recibido de 1598 (5ª de Beza), usando la King James como su guía. No hay forma de cuestionar las calificaciones de estos dos eruditos. Eran académicos extraordinarios dedicados a la evaluación de los manuscritos existentes, quienes vieron de primera mano muchos de los manuscritos existentes. Y ellos eran de la opinión que el Texto Recibido era mucho mejor en calidad que el Texto Crítico. Denunciaron las obras heréticas de Wescot, Hort, Tischendorf, Griesbach, etc. Y apoyaron la aceptación de la King James como estándar. ¿Por qué será así?


Esto es porque la obra de la King James era una obra única, completa, y muy erudita, en contraste a lo que se hizo en otros idiomas europeos. La King James no era la primera Biblia inglesa. Hubo varias otras traducciones que la precedieron. Primero, William Tyndale hizo un traducción en 1521. Después, en 1535 fue publicada la Biblia de Coverdale. Sucesivamente salieron la Biblia de Matthews, la Gran Biblia, la Biblia de los Obispos, y finalmente, antes de la King James, la Biblia de Ginebra. Cada versión iba purificado el texto según el Texto Tradicional, tal como Enzinas, Pérez, Reina, y Valera en castellano, en un ambiente feroz de persecución y gran fé que Dios había preservado su Palabra para el hombre palabra por palabra.


Pero, la obra de la King James se extendió más allá. Cuando en otros idiomas europeos la revisión de sus Biblias se hizo una por una, cada hombre erudito tomando su turno, la Biblia King James se hizo sobre siete años en un comité de, al principio, 54 hombres eruditos. Este comité se ha imitado por las grandes sociedades en su organización, pero no en su convicción en cuanto al Texto Tradicional, lamentablemente. Seis compañías de hombres trabajaron revisado cada uno una parte de las Escrituras con todas las herramientas disponibles en las universidades de Oxford y Cambridge, con un enorme cantidad de manuscritos y Biblias históricas disponibles. En cuanto a la base textual griego de su obra, Dr. Scrivener comenta en su sumario de la obra que lo revisores usaron mayormente la cuarta y quinta ediciones de Beza, la Políglota Complutense, varias ediciones de Erásmo y el de Estéfano de 1550. (pg.60 de “La Edición Autorizada de la Biblia Inglesia 1611″).


Después, cada compañía revisó el trabajo de las otras compañías. Finalmente, un comité de seis elegidos revisó todo y la preparó para la imprenta. Se volvió a revisar un par de veces más durante su historia para hacer cambios de ortografía y deletreo. Y de repente se hizo algunos cambios de palabras, corrigiendo errores de imprenta. Sin embargo, se vio ser extremadamente fiel al Texto Recibido. Y con esa convicción se mantiene hoy entre los bautistas independientes fundamentales en los países anglohablantes, a pesar de dos siglos de ataques por el Texto Crítico.


Eso por eso que la King James es una muy buena regla de la fidelidad de la revisión de una Biblia aún en otro idioma. Es por eso que Dr. Hills lo llama una variedad independiente de Texto Recibido. Porque, una evaluación muy global de textos hebreos y griegos y Biblias se hizo con el fin de producir la Biblia más fiel al original de su tiempo. Y esa Biblia llegó a todo el mundo a través del trabajo de misioneros traductores en miles de idiomas sobre dos siglos en el Avivamiento Misionero de los siglos XVII y XVIII. Muchas veces la King James fue la base de traducciones porque los traductores no eran expertos en el griego y hebreo, entonces fueron entrenados a traducir la King James no más. No estoy diciendo que esto es lo más recomendable. Es mejor hacer referencia a los Textos Masorético y Recibido. Sin embargo, demuestra la confianza que hubo en la pureza de la King James.


Entonces, hoy en el debate de la pureza de la Reina-Valera, aunque los defensores de la RV’60 se quejan cuando su Biblia se compara con la King James, podemos estar seguros de dos cosas. Uno, ellos están siendo hipócritas, porque la RV’60 fue comparada con versiones corruptas en inglés, cuando no estimaron la King James una Biblia digna de imitación. Y dos, la King James ES digna de imitación, porque es una variedad independiente y especial del Texto Recibido.



Donald Heinz sirvió como misionero en Chile por mas de 20 años.



32 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page