La Controversia de ser "Westcott y Hort Solamente"


Por el Dr. Phil Stringer


Breves datos del Autor


El Dr. Phil Stringer fue el Presidente del Instituto Bautista Landmark de Haines City, Florida por varios años. Fungió además como evangelista itinerante, habiendo predicado en más de 325 iglesias, campamentos, escuelas cristianas, e institutos. Ha predicado en 41 estados de nación Norteamericana y en 8 países extrajeros. Ha aparecido en más de 25 programas de radio y televisión. Actualmente es el vice-presidente del Seminario y Colegio Biblico Dayspring de Mundelein, Illinois, EE.UU.

La Controversia de W - H
.pdf
Download PDF • 92KB

Traducido al español por Carlos A. Donate Alvira. Título original en inglés "The Westcott & Hort Only Controversy"


NOTA DEL TRADUCTOR- La frase "King James Only" se traduce al español de dos maneras: primero como "Rey Jaime Solamente" o "Solamente Rey Jaime", y segundo, como "Sólo Rey Jaime", o "Rey Jaime Sólo". Lo mismo ocurre con la frase "Westcott y Hort Solamente", o "Solamente Westcott y Hort". Los adjetivos "sólo" y "solamente" señalan el apego exclusivo de una posición a favor de la Biblia del Rey Jaime o el apego exclusivo de una posición a favor de los textos de Westcott y Hort.



LA CONTROVERSIA de los que favorecen

SOLAMENTE WESTCOTT Y HORT


Por Dr. Phil Stringer


Este mensaje fue dado en la trigésima tercera Reunión y Conferencia Anual de la Sociedad Bíblica "Grace Way", el día sábado 27 de octubre del 2001, en Brampton, Ontario, Canada.


TABLA DE CONTENIDO


I. La Controversia "Rey Jaime Solamente".


II. La Primacía de la Biblia Rey Jaime.


III. La Teoría de Westcott y Hort.


IV. ¡Westcott y Hort Solamente!


V. Lo Que Usted Deberá Creer para poder Aceptar la Teoría de Westcott y Hort.


VI. ¿Eran Westcott y Hort Infalibles?


VII. ¿Quiénes fueron Westcott y Hort?


VIII. La Doctrina de Westcott y Hort.


IX. ¿Fueron salvos Westcott y Hort?


X. La Obra del Comité Inglés para la Revisión.


XI. ¿Practicaban Westcott y Hort el Ocultismo Secretamente?


XII. ¡Los Defensores Fundamentalistas de Westcott y Hort!


XIII. En Conclusión.


I. La Controversia Solamente Rey Jaime


Usted no tiene que leer mucho de la literatura contemporánea, fundamentalista, y Bautista para leer advertencias relacionadas con la controversia "Solamente Rey Jaime".


El Dr. Jerry Falwell anuncia que reclutará al Dr. Harold Rawlings para "refutar la enseñanza del movimiento sectario `Sólo Rey Jaime´ que hoy está causando tanto daño a muchas iglesias".


El Dr. Robert Sumner advierte sobre la "fuente auténtica de información errónea y habladuría engañosa en el tema de los que profesan la posición `Rey Jaime Sólo´".


El Dr. J.B. Williams se refiere a aquellos quienes abogan por la posición Sólo Rey Jaime como "mal- informantes" y como "una llaga cancerosa".


El Dr. Robert Joyner se refiere a los leales a Biblia Rey Jaime como "herejes".


El Dr. James R. White advierte que los proponentes de la Biblia Rey Jaime están "minando los mismos fundamentos de la fe".


Tales referencias a la Controversia de la Rey Jaime Solamente son muy común. Algunas personas se refieren a los que son leales a la Biblia Rey Jaime como "la secta Rey Jaime Sólo".


Otra frase comúnmente degradante es "los muchachos Sólo Rey Jaime".


Sin embargo, la frase "Biblia Rey Jaime Solamente" no siempre fue tan controvertida.



II. La Primacía de la Biblia Rey Jaime


Dios estaba haciendo una gran obra en Inglaterra a principios de los 1600's. Se estaba viendo multitudes de conversiones a través de la predicación del Evangelio de Cristo con la Biblia "Matthew" y con la Biblia "Geneva". Los Evangélicos y los Puritanos se estaban convirtiendo en fuerzas más y más poderosas en la Iglesia de Inglaterra y en la cultura inglesa.


Sin embargo a muchos les preocupaba que la traducción final al lenguaje inglés aun no se había hecho. El Rey Jaime estaba convencido de autorizar una nueva traducción. La Biblia Rey Jaime se imprimió en 1611.


Al principio hubo preguntas y preocupaciones sobre ésta nueva traducción bíblica. Esto era de esperarse. Nadie debe aceptar una traducción de la Biblia ligeramente. Para 1640 sin embargo, la Biblia Rey Jaime era claramente la Biblia del pueblo de habla inglesa. Las Biblias "Matthew" y "Geneva", que antes fueron usadas por Dios, pronto salieron de circulación. Simplemente no hubo más demanda por ellas.


La Iglesia de Inglaterra, con su postulación doctrinal evangélica oficial, usó la Biblia Rey Jaime exclusivamente. Fue la Biblia de los Puritanos, tanto dentro como fuera de la Iglesia de Inglaterra. De hecho los Puritanos comenzaron a usar el distintivo inglés bíblico de la Biblia Rey Jaime en sus conversaciones diarias.


La Biblia Rey Jaime fue la Biblia de los Presbiterianos, de los Congregacionalistas, y de los Cuáqueros. Claramente fue la Biblia de los Bautistas. Para 1640 fue la Biblia de los Peregrinos (algunos usaron la Biblia "Geneva" años antes).


La Biblia Rey Jaime fue la Biblia de los evangélicos de Inglaterra, Gales, Escocia e Irlanda. Se convirtió en la Biblia de las colonias inglesas a través del Océano Atlántico. El único grupo religioso de cualquier tamaño o importancia en Inglaterra que no usó la Biblia Rey Jaime fue el Catolicismo Romano. Todos los que no eran Católicos pudieron haber sido llamados gente "Rey Jaime Sólo". Cuando el Avivamiento Metodista conmovió a Inglaterra en los 1700´s, lo hizo con la predicación de la Biblia Rey Jaime. Juan Wesley, uno de los fundadores de los Metodistas, realizó una traducción propia del Nuevo Testamento. Sin embargo, tuvo poca aceptación aun entre los Metodistas. Solamente la Biblia Rey Jaime era del uso común.

Cuando florecieron las colonias inglesas en Australia y Nueva Zelandia, la Biblia Rey Jaime fue la Biblia común de los colonos. Cuando el presidente Jorge Washington tomó el primer juramento presidencial de su mandato en la recién creada nación estadounidense americana, lo hizo con su mano sobre la Biblia del Rey Jaime. Cada presidente americano desde entonces, con la excepción de Franklin Pierce, ha hecho lo mismo.


Más de ciento cincuenta traducciones inglesas fueron producidas desde 1611 hasta 1880. Pese a esto, no encontraron mayor audiencia con excepción entre algunas sectas. La mayoría salieron de circulación al poco tiempo de su publicación. El mundo cristiano de habla inglesa, era verdaderamente "sólo Rey Jaime".


Los predicadores Bautistas produjeron una traducción Bautista de la Biblia. Reemplazaron la palabra "bautizar" con la palabra "sumergir". Reemplazaron la palabra "iglesia" con la palabra "asamblea". Sin embargo, la traducción no halló audiencia, ni siquiera entre los Bautistas. Pronto su traducción dejó de ser publicada. Los Bautistas eran verdaderamente "sólo Rey Jaime".


Por más difícil que sea para los liberales y seculares admitir, las escuelas públicas americanas fueron fundadas sobre la Biblia del Rey Jaime. El Manual Oxford Para la Corte Suprema de los Estados Unidos (el cual no es exactamente una publicación religiosa de derecha), describe las primeras escuelas públicas de la siguiente manera: "Las escuelas públicas tenían un distintivo sabor Protestante, con maestros guiando en oración y leyendo las Escrituras con la Biblia del Rey Jaime en sus lecciones". Los Católicos Romanos, que eran una minoría, se opusieron a que se leyese de la Biblia del Rey Jaime y por lo tanto desarrollaron su propio sistema educativo. Con la excepción de los Católicos, los Estados Unidos eran claramente "sólo Rey Jaime".


Russell Kirk, (un historiador Católico Romano) describe la influencia de la Biblia Rey Jaime en los Estados Unidos, al decir, "El libro que habría de ejercer una mayor influencia que cualquier otra en las Américas no fue publicada hasta 1611, unos años después de la colonia de Virginia: la traducción de la Biblia `Rey Jaime´, es decir, la Versión Autorizada, fue hecha por eruditos ingleses para el Rey Jaime I. Leída desde los púlpitos americanos y en la gran mayoría de hogares americanos durante la era de las colonias, la Versión Autorizada, formó el estilo, informó a los intelectuales, afectó las leyes, y decretó la moral de las Colonias Norteamericanas." Verdaderamente al principio los Estados Unidos eran "solamente Rey Jaime".


Según Winston Churchill, noventa millones de copias de la Biblia Rey Jaime habían sido impresas para mediados del siglo XX.


La Biblia Rey Jaime fue la Biblia del gran movimiento misionero moderno de los años mil setecientos y mil ochocientos. Los misioneros de Inglaterra y Estados Unidos fueron salvos, llamados al campo misionero, y entrenados bajo la predicación de La Biblia Rey Jaime. Ellos viajaron por todo el mundo, introduciendo el evangelio de la gracia a millones. Muchos de estos misioneros sabían poco o nada del griego o hebreo. Por lo tanto tradujeron la Biblia a más de 760 idiomas usando la Biblia Rey Jaime como su texto. Verdaderamente el movimiento moderno misionero era "solamente Rey Jaime".


III. La Teoría de Westcott Y Hort


En 1870 surgió un desafío en el mundo de habla inglesa en cuanto a la primacía de la Biblia Rey Jaime. Siempre había existido un desafío por parte del Catolicismo Romano, pero éste ahora provenía de hombres que oficialmente profesaban el Protestantismo: eran el Obispo de la Iglesia Anglicana Brooke Foss Westcott y el Profesor de la Universidad de Cambridge Fenton John Anthony Hort.


La idea central de la teoría de Westcott y Hort fue que el Nuevo Testamento fue preservado en un estado semi-perfecto en dos textos griegos, el Vaticano y el Sinaítico. El Sinaítico fue hallado en un basurero en el Monasterio de Santa Catarina (cerca del Monte Sinaí) en 1844 por Constantino von Tischendorf. El Vaticano fue hallado en la Biblioteca del Vaticano en 1475 y re-descubierto en 1845.


El Nuevo Testamento de la Rey Jaime fue traducido de una familia totalmente distinta de textos griegos. Para Westcott y Hort, la Biblia Rey Jaime era claramente una traducción inferior. Debería ser reemplazada con una nueva traducción por ellos cuyos textos eran considerados mejores y más antiguos. Creían que la verdadera obra de Dios en inglés había sido retenida por una Biblia inferior. Determinaron reemplazar la Biblia Rey Jaime y el griego Texto Recibido. En pocas palabras, su teoría sugiere que por mil, quinientos años la preservada Palabra de Dios estaba perdida hasta que fue recobrada en el siglo diez y nueve en un basurero y en la Biblioteca del Vaticano.


Hort mantenía un claro prejuicio en contra del Texto Recibido, llamándolo "villano" y "vil". Hort enseñó de forma agresiva que la Escuela de Antioquía (asociada con Luciano) había traducido en forma ligera el verdadero texto de las Escrituras en el siglo II D.C. Esto fue lo que supuestamente causó un texto de menor fiabilidad que se convirtió en el Texto Recibido. Esto se conoce como la "Teoría de la Recensión Luciana".


Hort no tenía ni siquiera la más mínima referencia histórica para apoyar la idea de que tal recensión ocurriera. Simplemente especuló que debió haber ocurrido. Pese al hecho de que no existe ni una sola referencia histórica de la Recensión Luciana, muchos colegios universitarios bíblicos enseñan que fue un hecho.


IV. ¡Westcott y Hort Solamente!


Está claro que el movimiento moderno de revisar la Biblia en inglés se basa completamente en las obras de Westcott y Hort.


K.W. Clark escribe, "...el texto Westcott-Hort se ha convertido hoy en nuestro Textus-Receptus. Hemos sido librados de uno para ser cautivados por otro...Las cadenas psicológicas tan recientemente rotas de nuestros padres han sido nuevamente forjadas sobre nosotros, aun de manera más fuerte."


E.C. Colwell escribe, "la mano muerta de Fenton John Anthony Hort recae pesadamente sobre nosotros. A principios de éste siglo Kirsopp Lake describió la obra de Hort como un fracaso...pero Hort no falló en alcanzar su mayor objetivo. Hort destronó al Texto Recibido...lo cual fue un logro sensacional, un éxito impresionante. El éxito de Hort en esta tarea y el duro convencimiento bien razonado dio forma, y aun sigue dando forma a la manera de pensar de aquellos quienes se allegan a la crítica textual del Nuevo Testamento del lenguaje inglés."


Zane Hodges, un profesor de muchos años en el Seminario Teológico de Dallas, escribe, "La crítica textual moderna está psicológicamente adicta a Westcott y Hort. Westcott y Hort, en cambio, fueron racionalistas en su enfoque al problema textual del Nuevo Testamento y emplearon técnicas en los cuales se podía operar libremente el raciocinio y toda clase de parcialidad."


Alfred Martin, antes Vicepresidente del Instituto Bíblico Moody, escribió en 1951, "La presente generación de estudiantes de la Biblia, habiendo sido criados con las teorías de Westcott y Hort, han aceptado en su mayoría dichas teorías sin un examen crítico e independiente...si los estudiantes creyentes bíblicos tuviesen la evidencia de ambos lados a su vista en vez de un lado solamente, no habría tanto seguimiento ciego de Westcott y Hort." Los dos manuscritos griegos más populares hoy, el Nestle-Aland y el UBS (Sociedades Bíblicas Unidas), difieren muy poco del texto de Westcott y Hort.


V. Lo Que Usted Debe Creer para Aceptar la Teoría de Westcott y Hort


Debe creer que gente que creía en la Deidad de Cristo a veces corrompen manuscritos bíblicos.


Debe creer que gente que niega la Deidad de Cristo nunca corrompen manuscritos bíblicos.


Debe creer que gente que murió para dar el Evangelio al mundo no se le podía confiar con la Biblia.


Debe creer que a sus asesinos sí se les podía confiar con la Biblia.


Debe creer que los cristianos celtas, los Valdenses, los Albigenses, los Enricianos, los Petrobrusianos, los Paulicianos, la Iglesia Griega Ortodoxa, las iglesias Protestantes, los Anabautistas y los Bautistas todos ellos nunca tuvieron la pura palabra de Dios.


Debe creer que los Católicos Romanos y los racionalistas del siglo XIX sí tenían la pura palabra de Dios.


VI. ¿Son Infalibles Westcott y Hort?


Pese a que muchos evangélicos tratan la Teoría de Westcott y Hort como un hecho probable, siempre ha habido serios eruditos textuales que lo han desafiado.

El brillante erudito textual, el decano John Burgon, se refirió al "violento retroceso" de Westcott y Hort del los Texto Tradicional y su "total desprecio al Texto Tradicional". Se refirió a la Teoría de Westcott y Hort como "veneración supersticiosa de unos pocos documentos antiguos."


Otro erudito famoso que era contemporáneo de Westcott y Hort era F.H.A. Scrivener, quien escribió,


"El sistema de Hort está pues indigente de una fundación histórica. Ni siquiera demuestra una pretensión a ella; aun así quiere persuadirnos, tal y cómo se persuadió a sí mismo..."


Es un reclamo ficticio a la escolaridad el querer simplemente repetir las ideas de Westcott y Hort pretendiendo que uno es superior a aquellos quienes no las aceptan. Aquellos quienes quieren cambiar la Biblia Rey Jaime, que ha sido grandemente usada por Dios por el mundo de habla inglesa, ¡necesitan dar claras razones del por qué!


¿Cómo sabe usted que los "más antiguos" manuscritos Sinaítico y Vaticano no son manuscritos corruptos? ¿Cómo sabe usted que la supuesta Recensión Luciana realmente se llevó a cabo? ¿Por qué cree usted que los evangélicos a través de los siglos usaron un texto corrupto? ¿Por qué confiaría usted sólo en Westcott y Hort?


VII. ¿Quiénes Eran Westcott y Hort?


B.F. Westcott nació en 1825. F.J.A. Hort nació en 1828. Los dos eran miembros del Partido Alto ("Broad Church") de la Iglesia de Inglaterra. Se hicieron amigos durante sus años como estudiantes en la Universidad de Cambridge. Trabajaron juntos por más de treinta años en el tema del texto griego del Nuevo Testamento.


Westcott se convirtió en Obispo de Durham (Inglaterra) y sirvió por un breve tiempo como capellán a la Reina Victoria. Hort es mejor recordado como Profesor de Divinidad en la Universidad de Cambridge.


Ambos hombres escribieron varios libros. Son mejor recordados por su edición del "Nuevo Testamento en el Griego Original". También son recordados por ser dos de los más influyentes miembros del Comité Para la Versión Inglesa Revisada la cual produjo una nueva traducción Inglesa. Scrivener pensaba que ellos ejercían demasiada influencia en éste comité.


Westcott murió en 1901. Hort falleció en 1892. Ambos hombres tuvieron hijos que reunieron la correspondencia de sus padres y escribieron biografías sobre ellos.


VIII. La Doctrina de Westcott y Hort

La Escritura


Está claro que ni Westcott ni Hort mantuvieron el más mínimo punto de vista conservador en cuanto a la Escritura. De acuerdo al hijo de Hort, la madre del Dr. Hort (quien fue una creyente bíblica devota) no podía simpatizar con el punto de vista de su hijo en relación a la Biblia. Westcott escribió a Hort que él rechazaba de sobremanera la "idea de la infalibilidad de la Biblia". Hort dijo lo mismo, esa misma semana, en una carta dirigida al Obispo Lightfoot.


Cuando Westcott se convirtió en Obispo de Durham, el Diario de la Universidad de Durham le la elogiada bienvenida que "él era libre de toda creencia en la idea de la inspiración verbal o mecánica".

Salvación


Hort llamó "inmoral" la doctrina de la expiación sustitutiva. Al hacerlo se puso al lado de la doctrina normal del Alto Partido Eclesiástico de la Iglesia de Inglaterra. El Bajo Partido Eclesiástico era por lo general evangélico, enseñando la salvación por medio de la fe personal en Jesu Cristo. El Alto Partido Eclesiástico enseñaba la salvación por buenas obras, incluyendo el bautismo y membresía a la iglesia.


Westcott y Hort escribieron muchos comentarios que incluyeron referencias a pasajes clásicos sobre la salvación. Repetidamente su comentario era vago e incierto. Westcott enseñó que la idea del "Dios propicio" era "foráneo al Nuevo Testamento." Enseñó que la salvación vino por medio del cambio del carácter de la persona que ofendía a Dios. Esto es consistente con su declaración que "un Cristiano nunca llega a serlo del todo, sino que constantemente se convierte en Cristiano."


Una y otra vez los comentarios imprecisos sobre la salvación son fáciles de interpretar como salvación universal.

La Doctrina de Cristo


¡Era una cosa común en los días de Westcott y Hort para aquellos en la Iglesia de Inglaterra que negaban la Deidad de Cristo hablar en términos imprecisos! Negar claramente la Deidad de Cristo era equivalente a poner en juego su posición en la Iglesia de Inglaterra. Muchos modernistas del Alto Partido aprendieron a hablar en términos inciertos como para evitar cualquier problema que surgiera.


Muchas de las declaraciones de Westcott y Hort caen en esa categoría de ser declaraciones borrosas en cuanto a la persona de Cristo. Westcott y Hort eran brillantes eruditos. De seguro eran capaces de expresarse claramente en cuanto a la doctrina de Cristo si así querían. Lo mejor de ellos no es muy claro; lo peor de ellos es que eran modernistas escondiéndose detrás de la declaración fundamental de la Iglesia de Inglaterra.


Otras Enseñanzas de Westcott y Hort


Hay muchas más áreas que hacen que los creyentes bíblicos fundamentalistas cuestionen seriamente a Westcott y Hort. Westcott negó que Génesis 1 al 3 eran históricamente ciertos. Tanto Westcott como Hort elogiaron el movimiento "Cristiano socialista" de su día. Westcott perteneció a varias organizaciones diseñadas a promover el "socialismo Cristiano" y sirvió como Presidente de una de ellas (la Unión Social Cristiana).


Tanto Westcott como Hort simpatizaron con el movimiento de regresar la Iglesia de Inglaterra al redil de Roma. Ambos honraron a los filósofos racionalistas de su día como Samuel Taylor Coleridge, como el Dr. Frederick Maurice, y como el Dr. Thomas Arnold. Ambos eran estudiantes comprometidos con las filosofías griegas de Platón y Aristóteles.

Hay demasiada información de las enseñanzas de Westcott y Hort como para causar alarma a la objetividad de cualquier creyente de la Biblia.


IX. ¿Fueron Salvos Westcott y Hort?


Los evangélicos quienes defienden a Westcott y Hort son prestos para acertar que ellos eran hombres salvos aun cuando algunas de sus ideas parecen un poco raro en nuestro día. Nos recuerdan que ambos eran predicadores ordenados en la evangélica Iglesia de Inglaterra.


Sin embargo, no cabe duda que habían muchos predicadores de la Iglesia de Inglaterra que no eran verdaderos evangélicos. Era sabido que el Alto Partido Eclesiástico enseñaba la salvación por obras. Entre la Iglesia de Inglaterra había un debate candente entre los verdaderos evangélicos contra aquellos que enseñaban regeneración bautismal u otro sistema de salvación por obras. En sus escritos prolongados, ni Westcott ni Hort dieron algún relato de su conversión. Nunca se identificaron con los evangélicos de la Iglesia de Inglaterra. Nunca fueron aceptados por los evangélicos en la Iglesia de Inglaterra. Estaban asociados con varias agrupaciones ocultistas, pero nunca con los evangélicos.


Mientras que Westcott y Hort elogiaban a los evolucionistas, a los socialistas, y a los modernistas, eran críticos implacables de los evangélicos ganadores de almas. Westcott criticó la obra de William Booth y el Ejército de Salvación. Hort criticó las cruzadas de D.L. Moody. Hort criticó a los Metodistas ganadores de almas.


Ambos criticaron a los evangélicos. Ninguno de los dos dieron alguna razón para hacernos creer que alguna vez habían confiado en Cristo para su salvación personal.


X. La Obra del Comité Inglés para la Revisión


En 1870, el Parlamento Inglés autorizó una revisión de la Biblia Rey Jaime. Dos equipos de traductores fueron contratados. La mayoría de los traductores pertenecían a la Iglesia de Inglaterra pero había también siete Presbiterianos, cuatro Congregacionalistas, dos Bautistas, dos Metodistas, y un Unitario. Se les instruyó a los traductores hacer la menor cantidad de alteraciones a la Biblia Rey Jaime como fuera posible.


Al mismo tiempo, un comité similar fue desarrollado en los Estados Unidos. Los dos comités intercambiaron copias de sus trabajos. Varios miles de predicadores de la Iglesia de Inglaterra firmaron una petición protestando la inclusión de un Unitario, el Dr. Vance Smith, al Comité Revisor. Su sentir era que sólo hombres salvos deberían estar involucrados en la traducción de la Biblia. Una propia traducción requería de la iluminación del Espíritu Santo que mora en el creyente.


Westcott al igual que Hort defendieron a Smith y abogaron por su presencia en le Comité. Westcott advirtió que renunciaría si Smith no era incluído. Westcott y Hort suplieron a todos los integrantes del Comité con una copia privada de su nuevo texto griego. Hort ejerció presión ( algunos dirían que intimidó) a los miembros del Comité a seguir el texto Westcott-Hort. Westcott, Hort y el Obispo Lightfoot presionaron al Comité de ir más allá de su mandato para lograr una revisión de la Biblia Rey Jaime. El Dr. Frederick Scrivener se opuso a muchos de los cambios que se harían basándose en el nuevo Texto Griego Wescott y Hort. Las sesiones del Comité eran conocidas como "una especie de duelo entre el Dr. Hort y el Dr. Scrivener."


Arthur Hort describió el método de su padre para describir la lectura correcta del texto como "una decisión basada en su propia conciencia interna". El decano Burgon habló del método de Hort como una decisión con un "tono genuino". A Hort le interesaba más sus sentimientos que el debate textual sobre cualquier pasaje. Westcott se refirió al debate sobre lecturas textuales como "duras luchas" y "una batalla real".


El que presidió el Comité originalmente, el Obispo Samuel Wilberforce, renunció luego de referirse al proyecto como "el negocio más miserable".


Eventualmente Westcott y Hort ganaron la mayoría de los debates. Luego de que se publicara la Versión Revisada Inglesa, tanto Scrivener como Burgon publicaron largas refutaciones sobre la misma. Burgon atacó fuertemente la Revisión, llamándola "excursiones por el espacio" y "humo que vuela". La gente de Inglaterra la rechazó la nueva traducción en su mayoría. Hubo atentados para hacerla la nueva Versión Autorizada de la Iglesia de Inglaterra, pero dichos atentados fueron repelidos con tanta protesta que la Reina Victoria decidió abandonar tales ideas.


Ni la Revisión Inglesa ni la Americana se vendieron mucho. Pronto serían reemplazadas con nuevas versiones. Sin embargo, la multitud de nuevas versiones en inglés fueron basadas todas en el mismo texto de Westcott y Hort y sus teorías. Su traducción fue rechazada, no así sus principios. Pese a que los evangélicos rechazaran la Versión Inglesa Revisada y el texto de Westcott y Hort, lo cierto del caso es que sí ganó adeptos. Los modernistas y racionalistas de tanto la Iglesia de Inglaterra como de afuera de ella elogiaron el trabajo. La fundadora del movimiento de la Teosofía, Helen Blavatsky, escribió mucho elogiando el nuevo texto griego.


Los defensores de Westcott y Hort reclamaron que los evangélicos eran demasiado sencillos de mente y muy ignorantes para entender el trabajo de Westcott y Hort y otros "eruditos" ingleses. El evangélico fue presentado como alguien no estudiado en la materia. Luego que pasara toda una generación, muchos evangélicos comenzaron a sentirse incómodos cuando se les refería como indoctos y sin educación. Algunos evangélicos buscaron la manera de reconciliar la fe histórica Cristiana con las teorías de Westcott y Hort.


Estas teorías junto con el texto griego de Westcott y Hort comenzaron a encontrarse en los seminarios e institutos bíblicos en ambos lados del Océano Atlántico.


Dos generaciones después de la publicación de la Revisión Inglesa, las teorías de Westcott y Hort habían sido convertidas en la opinión mayoritaria en universidades y seminarios bíblicos tanto en los Estados Unidos como en Inglaterra. Sus teorías fueron universalmente aceptadas en seminarios modernistas- Los Testigos de Jehová y otras sectas se jactaron se haber hecho sus propias traducciones basadas en las teorías de Westcott y Hort.


Evangélicos que habían hecho compromiso de su fe repentinamente se enorgullecieron por tener la "escolaridad" de su parte en el mundo. Ahora usaban el mismo texto griego que usaban los Católicos Romanos, los modernistas y las sectas.


Un grupo relativamente pequeño de creyentes bíblicos rehusaron aceptar el texto griego y las teorías de Westcott y Hort. Tal testarudez irritó a la "escolaridad" evangélica . Al incrementarse el estudio en cuanto al asunto, se incrementó a su vez la oposición a las teorías de Westcott y Hort. "Sólo Westcott y Hort" ya no pareció una razón viable para abandonar la Biblia Rey Jaime. Los "eruditos evangélicos" comenzaron a reaccionar severamente a sus opositores "Rey Jaime Sólo".


XI. ¿Practicaban Westcott y Hort el Ocultismo Secretamente?


En 1993, Gail Riplinger publicó Versiones Bíblicas de la Nueva Era ("New Age Bible Versions"). En este libro, la autora alega que Westcott y Hort practicaban el ocultismo. Se indica que ellos proveyeron el puente entre la apostasía cristiana y el ocultismo y el Movimiento de la Nueva era.


Esta acusación creó sensación y generó una tremenda cantidad de crítica hacia la Sra. Riplinger. Es, de hecho, una crítica muy significante. Se requiere una mirada objetiva a la evidencia de tal crítica.


Juntamente con el Obispo Edward White Benson, los señores Westcott y Hort fundaron el Gremio Fantasmal ("Ghostly Guild"). El propósito de este club era de investigar fantasmas y apariciones sobrenaturales. Se basaba sobre la idea que tales espíritus realmente existían y se aparecían a los hombres. Según la Enciclopedia del Ocultismo y la Parapsicología, los miembros del Gremio Espiritista "relatarían las experiencias personales relacionadas con los fantasmas."


Este club eventualmente se convirtió en la Sociedad para la Investigación Psíquica. Según James Webb, en su libro titulado El Ocultismo Clandestino, y según W.H. Solter, en su libro titulado "La S.I.P. (Sociedad para la Investigación Psíquica)—Un Relato Histórico", el club se convirtió en un factor importante en el crecimiento del espiritismo en la elite de la sociedad inglesa a fines de la década de los 1800´s. Muchos líderes del ocultismo pertenecían a la alta sociedad.


Al tiempo, tanto Westcott como Hort se dieron de baja al Gremio Espiritista. Sin embargo, fueron expuestos ampliamente al ocultismo y al demonología antes de su retirada.


El hijo de Westcott relata sobre la fe de toda una vida que mantuvo su padre hacia el espiritismo (y de paso el hijo del Arzobispo Benson dijo lo mismo). La comunión con los espíritus se convirtió en una modalidad a fines de la década de los 1800´s en la sociedad británica. Aun la Reina Victoria, quien supuestamente vivió una vida cristiana respetable, tuvo escarceos con el espiritismo. Sin embargo, se consideraba inapropiado aun dentro de la Iglesia de Inglaterra que el clero participara de esto, motivo por el cual Westcott mantuvo sus ideas hacia el ocultismo en secreto. Según el hijo de Westcott, cuyo nombre era Arthur, el Dr. Westcott practicaba la Comunión de los Santos. Esta era la creencia que usted podía tener compañerismo con los espíritus de aquellos que recién habían fallecido.


El traductor bíblico J.B. Phillips también creía en la Comunión de los Santos. Él creía que el espíritu de C.S. Lewis lo había visitado luego de su muerte. Según Arthur Westcott, el Obispo Westcott había tenido igualmente tales experiencias con espíritus. Escribe su hijo: "La Comunión de los Santos parece estar asociada particularmente con Petersburgo. Tenía un poder extraordinario de comprender esta Comunión. Se deleitaba estar a solas en las noches en la gran Catedral, ya que ahí podía meditar y orar con todo el sentimiento de lo que era bueno y grande en el pasado...En ese lugar tenía abundante compañía." La hija de Westcott se encontró con él regresando de unos de sus meditaciones habituales en la solitaria oscuridad de la capilla del castillo Aukland. Ella le dijo, ¿No te sientes solo?, a lo cual respondió, "Oh no, está lleno."


Debemos de entender que los hijos de Westcott mintieron acerca de él, o que el Dr. Westcott se acostumbró a reunirse con los espíritus. Lo creyentes bíblicos reconocen a estos espíritus como demonios. Tanto Westcott como Hort conjuntamente se unieron a una sociedad secreta llamada "Los Apóstoles". Se limitaba a doce miembros. Otro de los integrantes se llamó Henry Sidgwick. Este último se dice haber guiado a varios otros profesores del Colegio Trinity a practicar secretamente el ocultismo. Su amigo cercano, Westcott, también fue profesor en el Colegio Trinity. Esto es una rara compañía para un maestro Cristiano y traductor bíblico.


En 1872 Westcott formó la sociedad secreta denominada el "Club Eranus". Algunos de sus miembros incluyeron a Hort, Sidgwick, Arthur Balfour (futuro primer ministro de Inglaterra) el Arzobispo Trench, y el Deán Alford. Tanto Trench como Alford se involucrarían en el trabajo de revisor bíblico. Balfour fue famoso por sus sesiones y prácticas del espiritismo. El Club Eranus eventualmente sería conocido como una sociedad secreta ocultista.


Los que defienden a Westcott son prestos a señalar que Westcott se salió eventualmente del Club Eranus. Aun así, estaba ciertamente aliado con los que practicaban el ocultismo en sociedades secretas por un periodo de tiempo.


Balfour y Sidgwick estaban involucrados en varias agrupaciones del ocultismo, del socialismo, y la Teosofía. ¿Cuántos Cristianos tienen amigos prominentes envueltos en la práctica del ocultismo?


Balfour también se involucró en la fundación de la Liga de las Naciones y en la formación de una sociedad secreta juntamente con Cecil Rhodes (la Meza Redonda y el Concilio de Asuntos Foráneos).


La evidencia que presenta la Sra. Riplinger es contundente. ¿Aceptarían hoy los defensores de Westcott y Hort a cualquiera con tales conexiones? Ellos estaban claramente en contacto con gente que estaban "familiarizados" con los espíritus. Se puede sospechar con razón que ellos pudieron haber estado en contacto con los espíritus. Basándose en sus asociados, no existe una clara razón para rechazar la sugerencia que ellos estaban involucrados con el ocultismo. El balance de la evidencia sugiere, a lo menos, una fuerte sospecha que Westcott y Hort fueron influenciados en el ocultismo (especialmente el Dr. Westcott).


XII. Los Defensores Fundamentalistas de Westcott y Hort


Hay fundamentalistas quienes rehusan aceptar la caracterización de Westcott y Hort como liberales (¡mucho menos de ocultistas!). J.B. Williams escribe, "Tengo tres de los comentarios de Westcott en mi biblioteca, y reto a cualquiera a encontrar siquiera una sentencia que sería un desvío a la doctrina fundamentalista."


Keith Gephart escribe, "En realidad, Westcott y Hort dieron claros indicios afirmando doctrinas ortodoxas como la deidad de Cristo. No era de ningún modo culpable de herejía o apostasía." Al responder a un crítico de Westcott y Hort, Gephart escribió esto, "No puedo pensar otra cosa excepto que hay una ciega presuposición que los motiva a comprobar su herejía a cualquier costo."


Escribe el Dr. Stewart Custer, "...en sus años maduros estos hombres escribieron libro tras libro defendiendo la interpretación conservadora de la escritura, ...es injusto caracterizar todo su ministerio por unas pocas malas interpretaciones...que posiblemente sean considerados culpables."


El Evangelista Robert Sumner admite que Westcott y Hort eran liberales en teología pero aun cree que eran de confiar para "restaurar el texto original".


Sería cosa fácil en estos momentos hacerse la pregunta si todos estamos leyendo los mismos libros. ¿Cómo es posible que haya tanta diferencia de opinión acerca de lo que escribieron y creyeron estos hombres?


Cierto es que estos hombres (en especial Westcott) escribieron comentarios en los cuales usaron grandes términos teológicos de la fe cristiana en una forma positiva. Usaron terminología que era parte de la posición oficial de la Iglesia de Inglaterra (en la cual ambos sostuvieron posiciones prominentes).


Casi todos los liberales de entre las distintas denominaciones religiosas usan términos conocidos. Esto se hace importante para mantener sus entradas económicas, sus posiciones y sus influencias. Lo importante es cómo explican esos términos doctrinales (o cómo no lo hacen).


Al menos que usted no lo quiera reconocer, es claro al leer sus comentarios que ellos le dan una interpretación liberal a tantas de las doctrinas cristianas. Los dos hijos de ellos admiten que eran acusados de herejes por lo que escribieron. Este entendimiento de estas declaraciones en sus comentarios son apoyados por varios hechos externos.


Westcott y Hort se identificaron con el Alto Partido Eclesiástico (el "Broad Party") de la Iglesia de Inglaterra. Esto contrasta con el grupo más evangélico y conservador conocido como la Iglesia Baja ("Low Church"). El modernismo se halló "en casa" en el Alto Partido Eclesiástico.


Westcott y Hort constantemente elogiaban a los teológicos liberales, a los socialistas, y a otros radicales como Coleridge y Darwin.


Ese tipo de elogio no se otorga a los evangélicos o fundamentalistas, ni aun dentro o fuera de la Iglesia de Inglaterra. ¡Ellos eran ignorados! Cuando se hace alguna referencia de ellos, como por ejemplo a D.L. Moody, ¡usualmente se hace con desdén!


La correspondencia privada de ellos revela su distanciamiento hacia el liberalismo mucho más que sus comentarios. Claro está, fue más seguro para ellos admitirlo en éste foro. Su correspondencia también revela que les concernía el hecho que el público no debería saber todo en cuanto a sus creencias.


Las biografías de Westcott y Hort escritas por sus hijos claramente revelan que ellos no estaban en armonía con las posiciones oficiales de la Iglesia de Inglaterra. Sus hijos no tenían razones para mentir acerca de ellos. Ciertamente sus hijos no tenían un prejuicio contra ellos característico por los que son "Rey Jaime Solamente".


Es interesante que algunos hombres no pueden enfrentar el verdadero registro sobre Westcott y Hort. De hecho, algunos que son prestos para atacar diferencias aun menores con predicadores vivos, se hacen de la vista larga al mencionarles Westcott y Hort.


Sin embargo, esto es fácil de entender. Su campaña por reemplazar la Biblia Rey Jaime se ha basado en el trabajo de Westcott y Hort solamente. EL tener que admitir que éstos hombres no eran de confianza sería admitir que han estado equivocados en una premisa mayor de su ministerio entero.


Quizás debemos ser forzados a sospechar que alguna presuposición a ciegas les motiva a probar que Westcott y Hort no eran herejes de ninguna manera. Aparentemente la "escolaridad" requiere sólo una lectura superficial de Westcott y Hort y ser ignorante de sus cartas personales y su correspondencia. Sus defensores no pasan tiempo citando su correspondencia personal ni las biografías escritas por sus hijos. Sus defensores nunca mencionan los testimonios de sus conversiones porque tales conversiones jamás se dieron.


XIII. En Conclusión


El Deán John Burgon era contemporáneo de tanto Westcott como de Hort. Fue un firme oponente de la teoría de Westcott y Hort, de su texto griego y de la revisión de la Biblia inglesa que tanto influenciaron.


En un artículo titulado "La Paliza Secreta de Westcott y Hort", Burgon dijo: "el texto de los Doctores Westcott y Hort es una de dos cosas: es lo mejor que haya aparecido, o es lo más peor; lo más cerca de los sagrados autógrafos o lo más removido de ellos. No hay lugar para las dos opiniones, y no puede existir un punto de vista de en medio." En otras palabras, "cosas que son diferentes no son iguales."


Millones de evangélicos profesantes jamás han oído de Westcott y Hort. Sin embargo, su acercamiento a las Escrituras se basa en la teoría de Westcott y Hort----sólo Westcott y Hort. No importa cuántos libros, ni profesores, ni colegios, y cuántos líderes de las distintas denominaciones enseñan esta teoría, todavía sigue siendo la obra de Westcott y Hort solamente.


Aquellos que desafían la primacía de la Biblia Rey Jaime en el mundo de habla inglesa deberán depender de la obra de Westcott y Hort.


La teoría de Westcott y Hort no es base suficiente para rechazar el Texto Recibido o la Biblia del Rey Jaime. Su objetividad, su escolaridad, y su doctrina se hacen a lo más "sospechosas". No existe razón para creer que eran hombres salvos. Existe mayores razones para creer que fueron influenciados por el ocultismo que para creer que fueron influenciados por el Espíritu Santo.


Tal vez la "Controversia de Rey Jaime Solamente" esté mal nombrada. En realidad es la controversia de "Westcott y Hort Solamente."


¿Está usted dispuesto a abandonar las contribuciones históricas del Texto Recibido y la Biblia Rey Jaime por Westcott y Hort, Westcott y Hort Solamente?


0 visualizaciones0 comentarios